viernes, 20 de junio de 2008

La mano del Diablo


Un día prometí que hablaría de Maradona (y para mal), y lo prometido es deuda. El día ideal para publicar esto habría sido el domingo, día que correspondería con el aniversario de tal anécdota que hoy es parada obligatoria en la historia del fútbol, pero el domingo la actualidad demandará otras cosas, sonrisas o lágrimas, depende de lo que haga nuestra selección.

Todos los maradonianos estáis invitados, incluso si alguno viene con piedras en la mano, también. Tranquilos, que tengo un paraguas para protegerme. Sin más dilación, aquí va mi humilde visión:

Retrocedamos un poco en el tiempo. 22 de Junio de 1986. Cuartos de Final de la Copa Mundial de Fútbol de México. Se enfrentaban Argentina e Inglaterra, en el estadio Azteca, ese gran estadio por el cual Andrés Calamaro compuso una bella canción.

Corría el minuto 51 del partido. Maradona conducía una jugada de ataque. Pasó el balón a un compañero pero éste perdió el balón, que llegó al defensa inglés Hodge. Éste intentó despejar pero salió el balón hacia su portería. Maradona, que aún llevaba velocidad de la jugada previa, se encontró de repente en el área junto con el portero, Shilton. Ambos veían como bajaba el balón del cielo. Ambos saltaron a por el balón. Ambos con un brazo levantado.

Ese gol marcó el devenir del encuentro. Y al final Argentina se llevó la victoria en cuartos. Maradona, al acabar el partido, bautizó el gol como “la mano de Dios”. Y al séptimo día (29 de Junio), “Dios” no sólo no descansó, sino que jugó la final contra Alemania Federal y su Argentina se coronó campeona.

Un dios, una deidad, un ser supremo, se presupone, es soberanamente justo y bueno. ¿Un dios sería capaz de engañar a los hombres? ¿Un dios sería capaz de burlar la inteligencia de éstos? ¿Un dios rompería las normas? ¿Un dios acometería lo prohibido? Un dios no. Tal vez el diablo.

Por eso, perdónenme el lujo de querer rebautizar el gol, pero para mi fue, es y será siempre “la mano del Diablo”.

A Maradona desgraciadamente no lo vi jugar. Y también desgraciadamente sólo lo recordaré por éste gol. Las trampas no me gustan… y los tramposos menos aún.

Por cierto, ya que estamos hablando de trampas, ayer volví a ver al diablo reencarnado en un gran jugador de fútbol, de nuevo en las manos de un figura, de nuevo unas manos maléficas, malignas, pecaminosas. No puedo comprender cómo jugadores tan buenos y con tanta calidad tienen necesidad de hacer tales cosas.


Cuanto más veo el gol de Ballack, más rabia me da.

15 comentarios:

futbolsevilla dijo...

Hola Luisi que tal.

¿Qué le pasa al gol de Ballack?

Yo no veo nada raro, es una acción normal del partido. Cierto es que empuja un poco al defensor, pro, ¿cuantas veces a lo largo de un partido es el defensa quien agarra y empuja a los delanteros y el árbitro no señala penalti?.

Bajo mi punto de vista, sin querer defender esa acción, que es antirreglamentaria, no creo que se pueda comparar con la de Maradona, que esa sí que es totalmente antideportiva.

Un saludo.

Alejandro dijo...

Hola.
La verdad es que no sabemos que hubiera pasado si el gol de ballack hubiese sido anulado. Pero lo que si es cierto es que Alemania fue justa vencedora, por que jugo mucho mejor que la seleccion de portugal, de la que solo podemos destacar al gran deco.

Un abrazo

http://pasionsevillista.blogspot.com

Chechu dijo...

A mí de rabia que Portugal cayera en cuartos, oporque su apuesta por el fçutbol exquisito no mereció tal resultado. Junto con Holanda, la mejor del torneo y se va en cuartos. Cierto es que Alemania estuvo sublime casi, muy bien posicionada en el campo.

En cuanto a MAradona, creo que no es un buen ejemplo, por muy bueno que fuera. Su gol con la mano es digno del mejor tramposo. Muchos ya le han imitado (no citaré a nadie). Para mí Maradona, pese a no haberlo visto jugar, no es un buen ejemplo en nada.

Saludos crack ;)

Luisi dijo...

@ futbolsevilla:

Ballack comete falta. Empuja a Ferreira y lo desestabiliza, impidiendo que salte a por el balón en igualdad de condiciones.

Sí, cierto a lo largo de un partido hay muchas acciones parecidas en el área que no ve (o ve pero no pita) el árbitro (tanto penaltys como faltas en ataque). Pero que haya muchas y no sean pitadas, no significa que cuando veamos una no la podamos denunciar.

¿Cuantos robos hay a lo largo del día en España en los que los infractores del delito se libran de su castigo? Muchos, muchisímos.
Y eso no quiere decir, que cuando veas uno no lo debas denunciar o que puedas pensar: total, un ladrón más sin castigo qué más da!

En el fútbol cada vez que veas algo ilegal debes denunciarlo, y no consolarte pensando que muchas veces ocurren ilegalidades y trampas que se pasaron por alto.

Maradona es sinónimo de antideportividad, y de hecho, a raíz de ese gol, la FIFA ideó un programa llamado Fair play, promociando un código de conducta basado en la disciplina, esperítu de equipo, respeto y deportividad.

@ Alejandro:

Alemania jugó su partido y jugó bien, por supuesto. Paró en seco a Portugal. Pero como bien dices, no sabemos que habría pasado si el gol de Ballack no sube al marcador y el de Postiga hubiera sido el 2-2.

Tal vez ahora mismo también estaríamos hablando de una Alemania semifinalista por que metió un tercer gol legal en la prórroga. O tal vez no, tal vez estaríamos hablando de una Portugal que finalmente remontó... yo, personalmente, veía que los portugueses llegaban más enteros al final. Podolski, Klose y Ballack, las armas ofensivas de Alemania, me parecían agotadas.

@ Chechu:

Una pena que cayera Portugal, practicando un fútbol más liberal y menos conservador.

Muy buen apunte el de Maradona. No es un tío que sea un buen ejemplo para nada.

Yo lo recordaré como un tramposo y no como uno de los mejores 10 jugadores de la historia del fútbol.

Un abrazo a los tres!!

wollen dijo...

Me memoria con respecto a Maradona me da para el otro golazo que marco en ese partido. Las trampas procuro olvidarlas pero no perdonarlas. El Pelusa llevo en el 86 a la albiceleste a coronarse campeona, el solito lo hizo.

En ese caso y en el de Ballack de ayer cabe echarle la culpa a los arbitros, ellos son los que tienen que ver eso y por muy Maradona que se llame anularlo. Ese gol no debio subir al marcador al igual que no debio subir el de Ballack

No me vale la excusa de que jugadas como esa hay 100 veces en todos los partidos. Vale. Perfecto. Pues son TODAS falta. Y punto. Como el empujon a Silva de Elmander. No me vale el ahora si es falta, ahora no. Asi nos pinta la calva con estos tramposos y los inutiles que no ven sus errores

Un abrazo, crack!!!

Alejandro dijo...

´PD: Luisi vas a publicar en nuestro blog¿

Un abrazo

Luisi dijo...

@ Wollen:

Sí, Wollen. Los árbitros deberían verlo... pero mejor aún sería si no tuvieran nada que ver, no sé si me explico.

Es decir, si todos los jugadores fueran honrados y honestos, si fueran deportivos, si no hicieran trampas, el árbitro no habría fallado.

Si no hay ladrón no hay policía.

Pero desgraciadamente hay ladrones y policías que no son perfectos.

A mí tampoco me vale la excusa de que hay 100 así para perdonarla.

@ Alejandro:

No socio. No tengo tema de actualidad que llevarme a la boca con respecto a la UEFA. De haber posteado habría sido el estudio de algún equipo... pero eso lleva su documentación y no tuve tiempo para ello.

El próximo viernes si hablaré, pues llega ya, si no me equivoco, el sorteo de las primera ronda clasificatoria, y 74 equipos entran a escena.

Un abrazo a los dos!!

Fútbol de Primera dijo...

"Un dios, una deidad, un ser supremo, se presupone, es soberanamente justo y bueno. ¿Un dios sería capaz de engañar a los hombres? ¿Un dios sería capaz de burlar la inteligencia de éstos? ¿Un dios rompería las normas? ¿Un dios acometería lo prohibido? Un dios no. Tal vez el diablo."

1- Vamos, que la concepción de dios de la cristiandad (y creo que de todas las religiones) nada más está alejada de la realidad. Con ese criterio, dios da a los que más tienen y le quita a los que menos, por ende, dios es injusto desde el vamos.

2- Si el fútbol fuera un deporte más justo, el otro gol que le marca a los ingleses tendría que haber valido por tres o cuatro. Ahí reside la grandeza del Diego: marcar el gol más polémico y el más bonito EN UN MISMO PARTIDO. Fue una manera de decir "Bueno, hago un gol con la mano, pero mirad lo que puedo hacer también".

3- No es justo recordar a Maradona por ese incidente o por su tragicómico comportamiento fuera de las canchas del fútbol. Eso es la metonimia, la parte por el todo. Creeme, Luisi, que si hubieses visto las cosas que Maradona ha hecho con un balón, te hubieses quedado patitieso. Incluso todavía estás a tiempo, sólo es cuestión de ver unos cuantos videos para darse cuenta que fue el mejor de todos los tiempos. Es fútbol en estado puro, sin más. Pura espontaneidad, instinto, imprevisto... No sé, es difícil definir a tamaño jugador.

4- Lo de la deportividad en el fútbol no tiene sentido. El fútbol no es un deporte de caballeros. De hecho, es, fue y será un deporte en el que siempre se quiere sacar ventaja y, por ende, hay que saber convivir con eso, tanto para que el juega como para el que lo mira. La picardía está implícita en este deporte, nos guste o no. Por eso mismo, si el árbitro no ve lo que tiene que ver... Que no le pidan al jugador que no lo haga luego. Es un deporte de contacto y cualquiera de estas cosas puede suceder y por eso se pone a un árbitro para que imparta justicia, cosa que me parece lógica. Dicho sea de paso, fíjate la posición del trencillas en esta misma foto que has subido del gol de Diego y dime si no estaba en posición de sancionar mano. Se la tragó...

5- Repito: no juzgues a un jugador por un sólo acontecimiento, no es justo. Quiero creer que no has visto a Maradona en toda su dimensión para que le tengas tal encono.

En fin, abrazo crack! Pasaba por aquí para dejar mi visión disidente, como era de esperar, jeje.

PD: para mi el gol de Ballack no es una falta tan flagrante, ni siquiera es un empujón. Usa sus manos para tomar distancia y, por cierto, Ferreira lo marca mal y ni siquiera se deja caer. Ah! Y el árbitro? bien gracias...

Luisi dijo...

@ Juan:

1. Digo "se presupone es", no "es". Al menos eso es lo que todas las religiones presuponen y dan a entender, que el Dios venerado por cada religión es justo y bueno. Otro debate sería si 1. ¿Dios existe?, 2. ¿Existe más de un Dios? y 3. ¿Es o son buenos y justos?

2. El reglamento no dice que un gol después de regatear a 5 o 6 jugadores o después de recorrer 50 metros valga más en el marcador que otro cualquiera, pero el reglamento sí dice que un gol marcado con la mano no puede subir al marcador.

3. No es justo recordarlo por un sóla anecdota, tienes razón. Pero critico más la anedota que al jugador. No rebautizaré a Maradona como un tramposo en general (aunque sí fuera en un momento particular), pero sí rebautizaré el gol. Para mí no es ni será la "Mano de Dios".

4. ¿La deportividad no tiene sentido? ¿Quere sacar ventaja significa tener que hacer trampas? ¿No se puede ganar o sacar ventaja jugando limpio, con respeto y deportividad? Yo creo que sí.

Hablas de picardía. Meter un gol con la mano no me parece picardía sino trampa.

5. No lo he visto en toda su dimensión... pero no creo, a estas alturas, que viendo vídeos de él, lo llegue a admirar como por ejemplo a Zidane, al que le recuerdo un gesto feo pero no ilegal para sacar ventaja (cabezazo a Materazzi).

Un abrazo crack! Y se agradece la disidencia, jejeje.

PD: Respecto al gol de Ballack, Yo reconzco que Ferreira hizo un horrible partido en el marcaje individual... pero le empuja lo justo para sacar ventaja de manera ilegal. Me dio mucha rabia ese gol... y es porque cuando juego al fútbol de jugador (pues suelo ser portero en el 90% de las ocasiones) prefiero recibir antes una patada sin querer que un empujón adrede. En serio, me joden mucho. Y sólo de ponerme en la piel de Ferreira me siento rabioso e impotente.

Abel dijo...

Luisi, me has matado Xddd.

Menudo texto demagógico te has cascado, kiyo. Te voy a subir a rapidshare o algo así una colección de vídeos que tengo sobre Maradona, divididos por los clubes en los que estuvo.

A Maradona, permíteme la expresión, tenemos que comerle todos la polla. El fútbol adquirió con él una dimensión más, que aún conserva.

Dicen que hace 60 años el fútbol era una dimensión. Llegó Di Stefano y enseñó al mundo que utilizando el ancho del campo para mover la pelota tenía efectos de tracción que procuraban situaciones ventajosas. Años despues apareció Maradona. Sinceramente, y sin pretender recurrir a algo poético, decir que propició la aparición de la tercera dimensión es quedarse demasiado corto. Pulverizó el fútbol.

Luisi dijo...

@ Abel:

Tal vez no soy justo etiquetando a Maradona de tramposo por una sóla acción, pero no lo ví jugar y es la que recuerdo (a parte del otro gol de ese partido), y las trampas no me gustan. Fïjate si no me gustan, que si me las hacen jugando a las cartas, me levanto y me voy.

Pero lo que no puedes negar es que ese gol jamás debería haber subido al marcador, y mucho menos bautizarlo como la Mano de Dios, y mucho menos equiparar a ese jugador con Dios.

Me niego. Y cada vez que oiga que ese gol fue la Mano de Dios, yo diré que no, que en todo caso, fue la Mano del Diablo.

Un abrazo!

Zorro de Segovia dijo...

en nombre de Calamaro y del mío propio, sacerdote y ferviente seguidor de la religión maradoniana, he de contestar tan atrevida blasfemia.

Es cierto que el Diego hizo trampa, pero y merece tu desprecio por ello, pero ¿qué opinas entonces del Zidane del cabezazo, del Figo que mutiló a César, del Agüero de las manos largas, del Rivaldo de los plantillazos, del Cantona karateka ... ?

No seas tan duro hombre.

En Clave de Gol dijo...

Lo de los alemanes es increible, siempre terminan estando minimo en semifinales. A mi personalmente el gol de Ballack me toca los huevos superlativamente, nose si es por que son germanos o porque pero que esta gente ganen con marrullerias me jode mas que si lo hiciese Portugal por ejemplo, que era mi campeona antes de que comenzase la Euro.

No veas en el lio que tas metido criticando a Diego. Aqui se demuestra la grandiosidad de Maradona, aun a dia de hoy se sigue debatiendo sobre sus virtudes y sus defectos.

Un abrazo

Luisi dijo...

@ Zorro:

La acción de Maradona, como la de Agüero (al Recre) o la de Messi (al Espanyol) son acciones antideportivas, ilegales, para sacar ventaja, dignas del mejor de los tramposos.

Zidane con su cabezazo, Cantona con su patada voladora, o los plantillazos de Figo y Rivaldo, no buscaban sacar ventaja mediante la trampa. El francés lo único que pretendía era hacer daño a un jugador rival, el otro francés, hacer daño a un aficionado del público, y los otros dos, entrar al balón de una forma por la cual ellos no se hicieran daño... pero sí al rival.

Los ejemplo que me has puesto son también sinónimo de antideportividad, pero no de trampa.

Tener una carta escondida en la manga para jugar al Poker es hacer trampa, pero tirarle una carta a la cara del rival, será un gesto feo, pero no trampa.

@ Antonio:

Cuanto tiempo... espero que todo vaya bien.

A mi el gol de Ballack me jode, porque cuando juego lo que más me jode es que me empujen ya sea en carrera o en el aire. Empujón con los brazos se entiende, no en cuerpo a cuerpo. Prefiero mil veces recibir una patada dura y tener un moratón de recuerdo a que empujen. Esto no es Rugby, es Fútbol.

Sí, ya sabía que iba a crear controversia con "La Mano del Diablo". Definiré ese gol siempre así.

Las Manos de Dios son las de Casillas ayer, por ejemplo.

Un abrazo a los dos!

Fran dijo...

Hola a todos, feliz y contento por el resultado de anoche, Campeones , buff.
Al tema que aun me pongo a dar saltos.
Ballack, que empuje al defensa es un lance dle juego, que puede o no puede ver el arbrito y el juez de linea, lo antideportivo es que un arbitro tenga delante la jugada y se haga el ciego. Antideportivo es el comportamiento de ballack anoche, haciendo entradas a destiempo, protestando , agrediendo a cuanto se ponia a us paso y el arbitro viendolo todo y callando por ese mal entendida proteccion a las estrellas.

De lo de Maradona, Lo feo de Maradona, es el ejemplo drogas, de mierda, de mala vida que ha dado siendo como era el mejor, no que metiera una vez un gol con la mano, quien haya jugado a cualquier deporte y no haya sacado ventaja alguna vez de algun error del arbitro que tire la primera piedra.